La broma del coche de policía

Esta broma es buenísima; resulta que cogen un coche de la policía y pintan medio lateral todo de blanco -también le tapan las sirenas con un cartón- mientras que la otra mitad conserva todos los detalles del vehiculo policial en si, de modo que la persona que se mete en el coche ve el lateral blanco, pero el lateral que da al conductor no, y por lo tanto cuando se baja del coche tras las indicaciones de un policía se le queda un careto… 😆

Escribe un Comentario